El yoga en la empresa.

Aprende a gestionar tus emociones a la vez que mejoras tu salud física.

Hay muchos falsos mitos alrededor del yoga. Mitos que incluyen a actores y actrices abrazando el budismo, complejas teorías de la reencarnación o  a nosotros mismos, sentados en la alfombra, con los ojos cerrados y repitiendo “Om” mientras pasan las horas y se nos acumulan las tareas.

 

¿Qué es el yoga?

 

Practicar el yoga no es practicar ninguna religión. Tampoco va a mejorar nuestra habilidad para distinguir inciensos ni a convertirnos en personas negligentes pero felices. El yoga es lo que el yoga hace; y lo que hace es algo tan sencillo como conectarnos con nosotros mismos. El yoga introduce en nuestras vidas hábitos saludables. Nos acostumbra a practicar ejercicios físicos moderados y fácilmente ejecutables y nos enseña a relajarnos con la mente y la respiración. Prácticas que cada vez tienen más adeptos en todo el mundo y que grandes multinacionales como Google, Nike o Apple han introducido en la formación a sus empleados con resultados excelentes: descenso del estrés, aumento del rendimiento y mejora en el ambiente de trabajo. O lo que es lo mismo: trabajadores más felices y empresas más eficaces.

 

Invertir en salud.

 

Invertir en yoga es invertir en salud. Es invertir en energía transformadora, que cambia cosas. Es comprender que detrás de las máquinas, de los ordenadores, de cualquier tarea que emprendamos, hay personas con muchas necesidades, pero fácilmente resumibles en una sola: estar bien. Y el yoga hace que estemos bien. Con nosotros mismos y con los demás. No va a desterrar las preocupaciones ni los reveses, pero nos va a enseñar a gestionarlos con responsabilidad y sabiduría.

 

Programa Focus de yoga para empresas 100% bonificable.

Desterremos otra imagen: la de nosotros mismos abriendo la nevera, compulsivamente, para calmar nuestras emociones a través de la comida. O la de la vena de nuestra sien hinchándose porque se nos ha puesto un semáforo en rojo. O la sensación de que no avanzamos en nuestro trabajo porque estamos pensando en nuestros problemas de casa… El yoga nos ayuda a separar el grano de la paja. A comprender lo que necesitamos en cada momento y a  reservar para otra ocasión lo que no. A vivir nuestras vidas con armonía y desterrar de ellas lo que no es más que ruído.

 

¿Quieres saber más sobre nuestros cursos y programas 100 % bonificables? ¡En Camonclass te informamos gratis y sin compromiso alguno!

Nombre (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Teléfono (requerido)

Mensaje

Photo credit: 5demayo from morguefile.com

 

Comparte!

Comentarios cerrados.